Dos mamás y un sueño cumplido. ¿Qué es el método ROPA?

Dos mamás y un sueño cumplido. ¿Qué es el método ROPA?

Por el Comité Editorial de Reproducción Bilbao

Nuestra sociedad se muestra en constante cambio. Nuevas costumbres, nuevos hábitos, pero también cada vez más cambios sociales, entre los que encontramos la aparición de nuevos modelos de familia.

En las clínicas de Reproducción Asistida somos conscientes a diario del aumento del número de mujeres que se plantean la maternidad en solitario y del número de parejas de mujeres que quieren cumplir su sueño y formar una familia.  Para todas ellas, la medicina reproductiva se muestra como una aliada que abre una nueva perspectiva de futuro ayudando a conseguir su objetivo.

En este último caso, el método ROPA (Recepción de Ovocitos de la Pareja) es una técnica que permite a ambas mujeres participar de forma activa en la gestación de su futuro bebé.  Para ello, una de las mujeres deberá aportar los óvulos y la otra será la gestante del embrión resultante de la fecundación del óvulo con una muestra se semen de un donante anónimo seleccionado.

Hoy queremos explicaros en qué consiste el método ROPA y como es su proceso.

¿Qué es y cómo se realiza el método ROPA?

El método ROPA es muy similar a una Fecundación in Vitro convencional (FIV), solo que aplicado a dos mujeres en lugar de a una. Así, podemos dividir el tratamiento dos partes:

El primer paso, la estimulación ovárica y punción folicular, es llevado a cabo por la mujer que va a aportar los óvulos.  Para ello, se administra un tratamiento hormonal que ayudará al desarrollo de los óvulos. Para ello, se deben administrar durante un periodo de entre 7 y 10 días, una serie de inyecciones con hormonas para estimular sus ovarios.

Posteriormente, se realiza la extracción de los óvulos, lo que llamamos punción folicular. Se trata de una intervención muy sencilla y de corta duración en la que se obtienen los óvulos mediante aspiración por vía vaginal. A pesar de que es muy sencilla y apenas dura unos minutos, suele realizarse con una sedación mínima para evitar posibles molestias en la paciente.

Una vez se han obtenido los óvulos de la paciente, son fecundados en el laboratorio de Reproducción Asistida con los espermatozoides del donante seleccionado, dando lugar a los embriones resultantes.

Tras una adecuada selección, se transferirá el embrión a la otra mujer de la parejaque previamente habrá recibida medicación hormonal para preparar su útero.

El resto de embriones, en caso de que sean de buena calidad, se conservan por si más adelante la pareja decidiera tener un segundo bebé. Además, de esta forma, Gracias a la vitrificación, no es necesaria una nueva estimulación.

Finalmente, aproximadamente entre 10 y 12 días desde la transferencia tiene lugar la prueba de embarazo en sangre. En lo casos en los que el test sea positivo, transcurridos 20 días se realiza un control y la paciente podrá recibir el alta si no se observa ninguna anomalía.

Deja Un Comentario

Your email address will not be published.